PUERTOie el Mercado de la Innovación y Emprendimiento

Emprendimiento

“Yo Trabajo por Colombia” promocionó nuevos emprendimientos de víctimas

A la feria comercial en el parque de Sabaneta, Oriana María Arroyave llegó con una muestra del vivero que hace dos años se convirtió en un proyecto productivo y una muestra de su resiliencia y legado familiar.

Desde el municipio antioqueño de San Carlos trajo una variedad de cactus y coloridas suculentas, que atrajeron la atención de muchos visitantes del stand de “Detalles mi herencia”.

Así nombró el emprendimiento que surgió por “el amor a la naturaleza de mi abuela y la tradición de los campesinos de mi pueblo”.

Su vivero fue uno de los 30 perfiles productivos que participaron en la feria del programa “Yo trabajo por Colombia” del Ministerio del Trabajo y la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura, con apoyo de la Unidad para la Atención y Reparación Integral a las Víctimas.

Gracias a esta estrategia cerca de 1.400 personas como ella se benefician de capacitación, dotaciones y asesoría técnica para potencializar sus capacidades de innovación y generación de ingresos, que les permitan superar la vulnerabilidad que causó la violencia en sus vidas. 

Por eso, mientras enseñaba con amabilidad sus plantas a las personas que se interesaron por sus plantas, afirmó “quienes somos víctimas pretendemos ser autosuficientes y no depender solo de ayudas gubernamentales, sino que el Estado garantice las condiciones y oportunidades para autogestionar nuestro desarrollo”.

El vivero que montó en un solar en su casa en San Carlos también es una prueba del resurgimiento de este municipio tras ser en el pasado uno de los más golpeados por el conflicto armado en Antioquia. 

Oriana era muy joven cuando su familia sufrió el desplazamiento forzado por la violencia desatada por el enfrentamiento entre las guerrillas y los grupos de autodefensas. 

Ella es optimista y resiliente como sus paisanos. Por eso afirma que “no podemos seguir sembrando muerte, sino sembrar vida e ilusión, esperanza y aportar para reconstruir nuestra gente y municipio”.

En la feria se comercializaron confecciones, marroquinería, bisutería, orfebrería, artesanías, gastronomía, productos agropecuarios y servicios, entre otros. 

El día anterior los nuevos emprendedores habían participado en el HUB Empresarial e Innovación, donde conocieron la oferta interinstitucional de entidades como la Unidad para las Víctimas, el Ministerio del Trabajo, el SENA, el Banco Agrario, Comfama, Colpensiones, la DIAN, Mercy Corps, la Cámara de Comercio y la Alcaldía. 

 

Leave a Reply